jueves, 6 de mayo de 2010

un abismo...

Debe de ser duro perder a tus padres en un accidente de coche, o en cualquier otra circunstancia... debe ser duro pensar en que aquella vez fue la ultima vez que los verás, debe ser duro saber que ya no van a estar ahí fisicamente, que no podrán echarte la bronca cada vez que llegas tarde a casa, que jamas se van a reir contigo ya...
Parece que te abandonan de buenas a primeras, cuando piensas desde siempre que van a estar hasta que sean dos abuelitos, con muchas arruguitas y quejandose por todo.
Me enteré de que la madre de un buen amigo mio murió. La cuestión es que el padre no lo va apoyar, porque éstos estaban separados y el padre esta siempre de viaje por motivos de trabajo.
No quisiera pasar nunca por lo que esta pasando él. Pero intento estar siempre cerca de él, que sepa que tiene un hombro para llorar y alguien que le escuchará. Ayer se lo deje bien claro... Estuve en su casa, tocando con la guitarra echandonos unas risas. Pero estoy como si me hubiera pasado a mí, y creo que a lo mejor mi sensación no se puede comparar con la suya, pero la mía ya es desagradable.

En realidad, desde siempre me afectan las cosas que les pasan a la gente mas allegada a mí, pero muchas veces intento ocultarlo, porque asi es como si me hicieran menos daño, o aparento que me hacen menos daño...no sabría explicarlo bien.
Lo que sí se, es que si algun día pierdo a mis padres, sé que con la ayuda de mi hermano y de las personas que verdaderamente me apoyan, podriamos seguir adelante. Al fin y al cabo la vida sigue, y eso es un gran tropiezo, que lo puedes convertir en un abismo del que es casi imposible saltar y seguir el camino, o puedes convertirlo en un pequeño salto, un obstáculo más a derribar. Duro y dificil, pero se puede conseguir.

Para mí, la muerte es una metamorfosis de la vida. Es un cambio más. Puede o no haber algo después, pero al fin y al cabo, es cuando dejas de pertenecer al mundo fisico, es un cambio, una metamorfosis...

Desde aquí, te doy mi mas sincero apoyo. Necesito que estés bien... y te dedico esta entrada porque sé que lo vas a leer :)

2 comentarios:

Francisco dijo...

Hola Noemi, yo tambien pienso que la muerte es un cambio hacia otro estado de existencia que no conocemos, y que formamos parte de el...----- es verdad que es muy duro perder a alguien querido y no volverle a ver.-----Gracias por tu estupendo comentario... yo tambien pienso que tu eres especial, un abrazo.

Anónimo Cobarde dijo...

Cuenta una leyenda que cierto emperador de japón, ante el nacimiento de su primer nieto, fue a pedir una bendición a un reputado maestro zen (llamémosle Sen Tao).
El maestro Sen Tao, fu a buscar pluma, tinta y pergamino, y garabateó unos kanjis.
"Padre muere, hijo muere, nieto muere", escribió.

Cuando el emperador vio tales palabras, no pudo contener su ira.
- ¿Qué clase de maldición es esta? ¿Osas burlarte de tu emperador?

Dicho esto, desenvainó su espada, y se dispuso a ensartar al maestro Sen Tao, pero este, impasible cual cadena montañosa, explicó calmadamente:

- No es una maldición ni una broma. Si tu hijo muriera antes que tú, sufrirías inmensamente. Si tu nieto muriera antes que tu hijo, ambos quedaríais destrozados. Sin embargo, si tu familia, generación tras generación, muere en el orden que he especificado, se tratará del curso natural de la vida, y eso es verdadera prosperidad.